Al parecer la discriminación homofóbica ha disminuido en los clubes deportivos