Intolerancia hacia el Orgullo LGBT en Shangai ¡del próximo año!

Aún estamos tratando de superar las cancelaciones que tuvimos este año ¿alguien cree que ya estaríamos organizando lo que sucederá en el 2021? Pues al parecer los homofóbicos están más al pendiente de nuestra agenda ya que se ha dado a conocer que el gobierno chino ha frenado el Orgullo de Shangai del próximo año 2021, el evento de orgullo más antiguo y conocido de la nación.

La semana pasada, el anuncio se hizo a través de la página de Facebook del Orgullo de Shangai, en la que los organizadores publicaron que el orgullo había sido cancelado por primera vez desde que comenzó la celebración en 2009.

«El Orgullo de Shangai lamenta anunciar que estamos cancelando todas las actividades venideras y tomando un descanso de la programación de cualquier evento futuro», escribieron los organizadores en el post. «La decisión fue difícil de tomar pero tenemos que proteger la seguridad de todos los involucrados. Ha sido un gran viaje de 12 años, y nos sentimos honrados y orgullosos de haber recorrido este viaje de concienciación y promoción de la diversidad para la comunidad LGBTQ».

Fuentes anónimas han proporcionado un poco más de información sobre el evento cancelado. Aparentemente, el gobierno chino ha comenzado a presionar al personal voluntario del Orgullo de Shangai para que lo cancele, llegando incluso a presionarlos en su vida diaria.

«El público llega a ver los aspectos visibles e impactantes de lo que hacemos, pero no pueden imaginar las dificultades que enfrentamos entre bastidores – creo que el Orgullo de Shangai no es una excepción», dijo una fuente a los medios sociales. «Con las cosas cada vez más difíciles y arriesgadas, pasar desapercibido puede permitirte sobrevivir por ahora. Pero el propósito de nuestro trabajo es aumentar la visibilidad y educar al público – ese es el dilema.»

El Orgullo de Shanghái en realidad explotó sin problemas a principios de este año, a pesar de la pandemia COVID-19. El hecho de que la organización decidiera ahora cancelar la celebración del año próximo parece aún más desconcertante.

La homosexualidad sigue siendo legal en China, aunque los ciudadanos chinos homosexuales siguen siendo discriminados por prejuicios culturales.